I

Hermanos Maristas de la Enseñanza

El 2 de enero de1817 San Marcelino Champagnat (1789-1840), sacerdote francés, fundó en la Valla (Francia), un Instituto religioso laical, (o de hermanos), con el nombre de Hermanitos de María. Él lo concebía como una rama de la Sociedad de María.

La Santa Sede lo aprobó en 1863 como Instituto autónomo y de derecho pontificio. Respetando el nombre de origen, nos dio el de Hermanos Maristas de la Enseñanza (F.M.S.: Fratres Maristae a Scholis).

Los Maristas, hermanos, laicas y laicos seguimos a Jesús al estilo de María y nos dedicamos especialmente a la educación de los niños y de los jóvenes, con más cariño por aquellos que más lo necesitan.

Somos más de 3.500 hermanos y más de 40.000 laicos diseminados en 79 países de los cinco continentes donde atendemos cerca de 500.000 de niños, niñas, adolescentes y jóvenes.

Todos los maristas del mundo tenemos la MISIÓN de “Dar a conocer a Jesucristo y hacerlo amar”, ya que con esa intención Champagnat fundó la congregación, de tal suerte que colaboremos a formar “Buenos Cristianos y Virtuosos Ciudadanos”.

Actualmente la Misión Educativa Marista se sintetiza así:

“Discípulos de Marcelino Champagnat, hermanos, laicos y laicas, juntos en la misión, en la Iglesia y en el mundo, entre los jóvenes, especialmente los más necesitados. Somos sembradores de la Buena Noticia, con un peculiar estilo Marista, en la escuela, y en otros campos educativos. Miramos hacia el futuro con audacia y esperanza”.